Consejos antes de Consultar el Tarot por Esperanza Villaseca

El articulo que sigue ha de tomarse como un entretenimiento.

El ambiente donde hará la consulta deberá adecuarse a las circunstancias. Una suave penumbra permitirá dar curso a una apropiada concentración e inspiración de la interpretación de las cartas del tarot.

Quemar incienso permitirá impregnar el lugar de un ambiente místico y propicio para la adivinación. Si se desea, uno puede poner una música suave, que conducirá a un estado de paz espiritual y mental.

Sólo corresponden a las ferias de diversiones, los sitios decorados con lúgubres cortinas y los tarotistas revestidos de atuendos aparatosos e impresionantes.

La conversación con el consultante, será siempre amable, libre de expresiones difíciles. A media voz es el mejor modo de entenderse entre ambos.

Es recomendable, antes de iniciar la consulta, ciertas preguntas al consultante. Estas pueden girar, adecuadamente, respecto de la edad, estado civil, ocupación y lugar de residencia. Esto responde a una razón fundamental: la cartomancia no implica una adivinación cabal de vida, obra y milagros de una persona cualquiera sino la posible exposición de sus perspectivas vitales, de sus posibilidades, de sus posibles ocasiones de triunfo y, ¿por qué no?, también de posibles sus fracasos.

El tarotista será en todo momento discreto. Sus palabras deberán ser más bien estimulantes que deprimentes. No es preciso, en ningún instante, "cargar las tintas" sobre perspectivas ominosas. En tal caso nos limitaremos a ofrecer al consultante un conjunto de decisiones o actitudes para que se oriente y eluda o disminuya los malos efectos que pesan o pesarán sobre él en un determinado tiempo de su existencia. Todo esta basado sobre la interpretación. El Tarot no es una herramienta de ayuda a la decisión pero, si, un entretenimiento.

Atiendo Personalmente al: 806.46.44.69
Tarjetas al 960.450.623